Desconectada del mundo.

El tiempo no cura nada, esperar no cambia las cosas, hacer cosas las cambia

15 sep. 2011

Mis relaciones afectivas siempre fueron así: difíciles de concretar (y hasta imposibles) y dotadas de una obsesión incandescente. Una obsesión que me consume, que me mata, que me hiere y que aún así defiendo. Porque llegué a pensar que amor sin sufrimiento no era amor.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario